Cómo realizar una buena limpieza de la computadora

Cómo realizar una buena limpieza de la computadora

Quien trabaja mucho en la PC o la notebook ya sabe de qué se trata: en determinado momento, el teclado y el mouse ya no van bien, están quizás un poco pegajosos y tienen polvo en las ranuras. Es algo que se puede resolver, la crisis sólo es grave si se nos ha derramado, por ejemplo, café sobre las teclas.

La suciedad leve o poco incrustada se puede eliminar con un paño húmedo normalmente sin problema. Nunca hay que usar líquidos abrasivos, que pueden borrar las inscripciones de las letras.

Las migas de pan, ceniza de cigarrillos o polvo se desprenden girando el teclado hacia abajo y sacudiéndolo con cuidado. Luego, con un fino pincel se eliminan los restos entre las teclas. También se venden sprays para echar aire a presión que elimina el polvo. No hay que usar la aspiradora, porque puede dañar o arrancar las teclas.

El polvo acumulado entre las teclas se puede limpiar fácilmente con un pincel.

El polvo acumulado entre las teclas se puede limpiar fácilmente con un pincel.

Si la suciedad no desaparece hay que sacar las teclas del teclado para limpiarlas por debajo. Normalmente es muy sencillo hacerlo, simplemente con un objeto de punta fina, y se limpia por debajo con un bastoncillo. Por las dudas, mejor sacar una foto del teclado para no dudar después sobre dónde va cada tecla.

Parece una tarea laboriosa, y lo es. Por lo menos se tarda una hora. Por eso, el trabajo vale la pena únicamente si uno tiene un teclado de alta gama, por ejemplo de jugador, que puede valer bastante más de 100 euros. Si uno tiene uno que cuesta diez euros, quizás lo mejor es comprarse uno nuevo después de uno o dos años. Si no se usa muy a menudo, vale la pena ponerle una tapa de plástico o un paño.

Si la PC está llena de polvo por dentro, se puede utilizar la aspiradora en su velocidad más baja y colocando una media de mujer en el tubo para reducir la fuerza. Otra opción es un paño antiestática.

El polvo de los ventiladores se puede limpiar con un pincel o aspirarlo con mucha suavidad. Lo mismo se hace con una notebook. Si ha vencido la garantía se puede destornillar sin temor la placa base.

Los monitores también se pueden limpiar con un paño húmedo, por ejemplo con pañuelos limpiacristales para gafas de la farmacia. Para la pantalla en sí es mejor un paño o plumero antiestática y un pincel para las esquinas.

Los líquidos son veneno para cualquier parte de una computadora, pueden dañarlas u ocasionar un cortocircuito. En caso de accidente, hay que tratar de absorber el líquido de inmediato y después secar la pieza a baja temperatura, por ejemplo en el radiador de la calefacción.

En el caso de las gaseosas o el café, el problema es que las teclas se pegotean por dentro, pero jamás hay que usar agua para enjuagar las otras bebidas, porque sólo empeora las cosas.

Básicamente, cuantas más personas usen un objeto, más habrá que limpiarlo. Por eso, los expertos recomiendan a las empresas que pongan a disposición de sus empleados los elementos para limpiar los teclados y monitores, algo que ellos también agradecerán, sobre todo si los usan diferentes trabajadores a lo largo del día.

Deja tu comentario

comment-avatar

*