El test de la mascota: ¿Gato o perro?

Noni - Perro y Gato - InfografíaEl perro es el mejor amigo del hombre, dicen. Los perros suelen ser muy dependientes de sus amos y se dejan educar. Pero cuidado: si no se tratas adecuadamente, pueden ser bastante caóticos. Los gatos en general se dejan mimar. Pero siguen su propia voluntad, sin hacer demasiado caso a lo que les digan. ¿Qué mascota se adapta entonces mejor a nosotros? Para saberlo haremos un test:

¿QUIÉN ES EL MÁS CONFIABLE? Los perros conviven con las personas desde hace miles de años. Reconocen en los seres humanos a sus líderes de jauría, si fueron entrenados para ello. «Los perros fueron criados por las personas para que colaboren estrechamente con ellas», explica la investigadora de la conducta animal Marie Nitzschner. «Reaccionan a nuestros movimientos e incluso reconocen nuestras expresiones».

Los gatos, en cambio, no se interesan tanto por el ser humano. Claro que se alegran si los alimentamos regularmente, si los acariciamos y si les limpiamos su baño. Pero aparte de eso siguen su propio camino. Muchas veces son animales solitarios y muy independientes. ¿Someterse a las órdenes de un ser humano? Eso no es algo que se pueda esperar de un gato.

¿QUIÉN ES MÁS JUGUETÓN? A los perros se les puede enseñar todo tipo de trucos. Permiten que se los entrene y aprenden rápidamente, sobre todo cuando son jóvenes. Así es que no sólo pueden ser fantásticos compañeros de juego, sino también verdaderos colaboradores de los seres humanos: para la caza de otros animales, como pastores de ovejas, asistentes de policía o guías de ciegos. También se puede jugar con los gatos. Sobre todo si se despierta su espíritu cazador. Pero ellos eligen cuándo, cómo y con qué.

¿QUIÉN DA MÁS TRABAJO? Los perros requieren de mucha atención. «Cuánta dedicación necesita un perro depende de su temperamento y de su raza», explica Marie Nitzschner. Pero está claro que a todos hay que sacarlos a pasear. Los perros comen además en general bastante más que los gatos, eso encarece su mantenimiento.

Los gatos necesitan menos cuidados. Si pueden salir de la casa, sólo hay que darles comida, agua fresca, un lugar limpio para hacer sus necesidades y algo mullido para acostarse a dormir. Si no pueden salir solos necesitan también algunas cosas más, como lugares o elementos para rascar y trepar, así como espacios donde puedan observar lo que ocurre a su alrededor.

¿QUIÉN ES MÁS MIMOSO? Eso depende mucho de cada animal. Para muchos perros, las caricias son -además de la comida- lo mejor del mundo. Pero también los gatos pueden acercarse a buscar mimos. Frecuentemente se duermen ronroneando sobre el regazo de sus dueños. Pero si en algún momento no quieren más caricias, puede suceder que den un zarpazo.

Ya ves: es una tontería discutir cuál animal es mejor. Eso depende mucho de qué persona eres y cómo es tu vida y el lugar en que vives. Tienes que decidir por ti mismo cuál mascota te resulta más adecuada. O tener las dos.

Deja tu comentario

comment-avatar

*