El mayor herbario del mundo… en un clic

Les Herbonautes La colección botánica más amplia y antigua del mundo está al alcance de todos los internautas a través de un innovador herbario virtual, en el que colaboran miles de voluntarios, creado por el Museo Nacional de Historia Natural de París.

“Este herbario virtual es único en el mundo”, aseguró el director general del museo, Thomas Grenon, quien precisó que se han digitalizado todas las muestras cuyo modo de conservación lo permitía: el 75% de los más de 8 millones de ejemplares de la galería botánica.

De este modo, la ingente colección puede ser consultada gratuitamente por todo el mundo, tanto especialistas como aficionados, algo que hasta ahora no era posible por los riesgos que entraña su manipulación.

Sin embargo, por falta de tiempo y de dinero, no se ha introducido en la base de datos la ficha de cada una de las especies digitalizadas.

Ante esta dificultad, el museo ha optado por una solución creativa: lanzar una página web (lesherbonautes.mnhn.fr) para que todos aquellos que quieran colaboren en esta titánica tarea, que llevaría 500 años si la realizase una sola persona.

El modus operandi es sencillo. La web propone diferentes “misiones”, compuestas por entre 250 y 5.000 imágenes, y el internauta que se inscribe en una de ellas recibe al azar una fotografía sobre la que deberá informar.

Para validar los datos, cada una de las muestras digitalizadas se propondrá a diversos colaboradores y, en el caso de que haya contradicciones, un fórum permitirá que los participantes discutan y elijan la respuesta más pertinente.

Les Herbonautes1Se trata de un sistema innovador, que aprovecha las ventajas de la red para el trabajo colaborativo, aplicado a un herbario cuya plancha más antigua data del año 1558. De hecho, la colección botánica no destaca solo por su amplitud, sino también por contener ejemplares históricos, que mantienen la clasificación de la época y que permiten apreciar cómo han avanzado los conocimientos de botánica.

El herbario se inició en el siglo XVII de la mano del botánico de los jardines del rey, Joseph Pitton de Tournefort, y creció especialmente durante los primeros años del siglo XX. Hoy en día, un grupo de 150 científicos trabaja cada año en él para avanzar, tanto en las investigaciones sobre la manera de clasificar los vegetales (sistemática), como en las aplicaciones de la botánica en ámbitos tan variados como la alimentación y la farmacia.

La colección es una de las más consultadas del mundo, lo que se explica también porque contiene más de 500.000 “tipos”, que es como los botánicos conocen a una muestra original que ha permitido describir una nueva especie y que sirve como referencia.

Para conocerlo, podés hacer click aquí.

Deja tu comentario

comment-avatar

*