La Justicia definió quién es el dueño de la selfie más famosa

Mono1 Y finalmente un día se resolvió el conflicto generado por un tierno mono macaco que puso a prueba a la Oficina de Copyright de Estados Unidos luego de tomarse varias selfies usando la cámara de un fotógrafo de naturaleza.

Todo comenzó en 2011, cuando David Slater, un fotógrafo profesional que se encontraba en Indonesia tratando de realizar una fotografía perfecta de este tipo de primate -el macaco crestado negro- se descuidó mientras la mona empezó a curiosear entre las pertenencias del fotógrafo, encontró la cámara y apretó el obturador un par de veces. Entre las tomas el fotógrafo encontró el monito se había tomado una “selfie”.

La foto tuvo una enorme repercusión en los medios y Wikimedia la agregó a su base de datos, que da derecho a uso gratis. Pero ahora Slater se ha enfrascado ahora en una batalla legal con Wikimedia alegando que él tiene los derechos de dicha imagen, mientras que Wikimedia se niega a retirarla.

“Esta imagen fue tomada por un mono» alegaron desde Wikimedia. Pero Slater se defendió asegurando que él no había liberado la imagen para el dominio público. De hecho consideraba que las cámaras y la sesión de fotos correspondían a él, y que incluso, si la fotografía hubiese sido tomada por otro humano y no por el mono, los derechos seguirían correspondiendo a Slater.

A partir de entonces, el fotógrafo inició una causa en los tribunales norteamericanos reclamando el pago de 10.000 libras.

MonoPero no le fue muy bien. Según publica el diario El Mundo, esta semana un documento publicado por la oficina de Copyright de Estados Unidos declara que los trabajos producidos por la naturaleza, animales o plantas o supuestamente creados por seres divinos o sobrenaturales, no pueden tener propiedad.

Es más, la oficina señaló que sólo pueden exigirse derechos de autor para los trabajos realizados por seres humanos.

Así, para la institución, tampoco tienen derechos de autor un mural pintado por un elefante o u trozo de madera que ha sido esculpido por los efectos del mar.

Deja tu comentario

comment-avatar

*